fbpx

En 17 años Amazonia perdió bosques por trabajo agropecuario

Quito.- La Amazonia suramericana perdió cerca de 30 millones de hectáreas de su bosque nativo o primario durante los últimos 17 años, según reveló el viernes Ecociencia, filial ecuatoriana de la Red Amazónica de Información Socioambiental Georreferenciada (Raisg).

Según un informe de dicha Red publicado por Ecociencia, entre los años 2000 y 2017 la región amazónica perdió 29,5 millones de hectáreas de bosque primario, pese a que mantiene el 85 por ciento de cobertura de bosques nativos.

En ese mismo período se registró un crecimiento del 41 por ciento en el área de agricultura y ganadería en la región amazónica, añade el informe.

La pérdida de bosque nativo corresponde a la superficie de Ecuador, sugiere el estudio que recoge información de la primera colección de mapas elaboradas por Raisg y MapBiomas, que cuenta con una avanzada tecnología para hacer un seguimiento a la situación de los bosques amazónicos.

La herramienta MapBiomas permite vigilar y reconocer cambios sobre el uso del suelo en toda la cuenca amazónica y hacer el seguimiento de las presiones y amenazas sobre sus bosques, precisa el informe.

El análisis abarca a los países que forman parte de la cuenca amazónica (Brasil, Perú, Colombia, Venezuela, Bolivia, Ecuador, Guyana y Surinam) y seis ecosistemas (Amazonía, Cerrado, Pantanal, Andes, Chaco-Chiquitano y Tucumano boliviano).

Sobre Ecuador, el estudio establece que la porción de la cuenca amazónica ecuatoriana tiene una extensión de 13,2 millones de hectáreas, equivalente al 53 por ciento del territorio nacional y al 1,6 por ciento del total de la superficie de esta selva suramericana.

Se calcula que entre 2000 y 2017, el área destinada a la agricultura y ganadería en la región amazónica de Ecuador ha crecido en un 23 por ciento.

Además, se estima que en las áreas andinas, donde tiene origen la cuenca amazónica, se ha constatado una reducción del 14,8 por ciento de los glaciares de las altas montañas que custodian la región.

“Esta es la primera vez que se realiza un mapeo anual compatible y estandarizado para todos los países de la región, lo que permite conocer el estado de cobertura vegetal, las tendencias y los cambios ocurridos en el uso del suelo, como la sustitución del bosque por cultivos agrícolas o pastizales”, precisa el informe. (EFE)

Joomla SEF URLs by Artio